La protección antivirus de Windows Defender sigue dejando mucho que desear tras la última prueba

AV-TEST realizó una evaluación de la protección antivirus para Windows 8.1 y publicó sus resultados. Antes de esta ronda de pruebas, AV-TEST hizo lo mismo en Windows 7, el pasado mes de enero (ya que Windows 7 todavía es ampliamente utilizado), y volvió a analizar Windows 8.1 en octubre de 2014. Con cada test, los resultados permanecieron relativamente decepcionantes.

AV-TEST es el nombre del independiente IT-Security Institute. Sin embargo, el nombre de la evaluación que llevan a cabo se llama Madgeburg. Se trata de una evaluación antivirus en una escala de tres niveles realizada en la base alemana del laboratorio de pruebas. La evaluación tiene en cuenta la protección, el rendimiento y la usabilidad de varios programas antivirus. Los software antivirus pueden alcanzar un máximo de seis puntos para cada una de las categorías que pone a prueba Madgeburg. Es decir, que una nota perfecta equivale a 18 puntos.

Solo hubo tres programas antivirus que obtuvieron esa puntuación de 18 puntos. Dos de estos primeros puestos son opciones de pago, y otro solo se ofrece en China: Bitdefender, que está disponible por $40 al año, Kaspersky Internet Security, por $60 anualmente, y la opción gratuita, Qihoo 360 Antivirus, que como ya hemos mencionado, solo está disponible en China.

Cada martes Windows Defender recibe una actualización, pero según AV-TEST, se reducen a un mero escaparate. AV-TEST evalúa periódicamente cómo los diferentes antivirus se defienden contra amenazas nuevas o ya conocidas. Desafortunadamente, Microsoft Windows Defender obtuvo el último puesto de la lista un año más.

Microsoft Windows Defender alcanzó un miserable 9.5. La puntuación general fue lastrada por un vergonzante “0” en la categoría de protección, aunque esta nota puede resultar un poco confusa, ya que Windows Defender fue capaz de proteger contra el 77% de las amenazas entrantes. Por tanto, hay una pequeña subida con respecto al 69% de Windows 7 y Microsoft Security Essentials, que fue puesto a prueba en su estudio de enero.

windows-defender

Antes de que tires tu PC a la basura y corras a tu Apple Store más cercana, o peor aún, decidas ir a por un Chromebook, hay un par de cosas que debes saber sobre la puntuación de Windows Defender.

La primera es que Windows cuenta con una base asentada de 1.5 millones de usuarios, y cuanto más crece una plataforma, mayor es el objetivo. Pasar a otra plataforma solo hará que el objetivo también se mueva. En segundo lugar, es gratuito. Windows Defender es un programa libre que protege contra el 77% de los ataques. Cierto es que 77 es menos que 100, pero la mayoría de usuarios tienen más de la mitad de su seguridad en manos de un programa que viene de forma gratuitamente con el sistema. Tercero, es automático. No hay sitio o búsqueda para comparar; no hay inicios de sesión o instalaciones. De vez en cuando el software antivirus se actualiza por si mismo y escanea tu PC.

Por último, se tiene que adaptar, y siempre lo hará, al comportamiento de los usuarios. La mayoría de la gente no contesta llamadas de números que no conocen, así que ¿por que abren archivos adjuntos en emails de nombres que no conocen? Al visitar páginas sospechosas cualquier usuario se queda con las puertas abiertas a infecciones peligrosas. Si acabas de instalar Adobe Flash hace dos horas, y una página te está pidiendo que lo vuelvas a actualizar, tienes bastantes opciones de que te jueguen una mala pasada.

Leer Más:
Mejor Antivirus
Kaspersky vs Norton

Comenzar una Conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *